innovación, creatividad & pronoia

>> Juguetes y princesas Disney alentando estereotipos… ¿lo seguimos permitiendo?

7 diciembre, 2013.Diseño Social.0 Likes.62 Comments

La Navidad está a la vuelta de la esquina y los anuncios de juguetes para los más pequeños ‘bombardean’ la televisión, escaparates y buzones. Todos repiten el esquema: Niñas con muñecas y niños con coches. Tonos rosas para ellas y azules para ellos.

sexismo_juguetes_machismo

Marcas como “LEGO”, tradicionalmente creadoras de juegos “unisex” donde niños y niñas desarrollaban con libertad su creatividad han pasado a ser juegos “sexistas” donde las niñas tienen sus propios juegos diferenciados. Ahora son niñas “amigas” exclusivamente de otras niñas y con ciertos roles/color/estética muy marcados.

Lo que está claro es que por mucho que digan que el sexismo es natural, que las niñas van a las muñecas y que prefieren los modelos más feminizados, detrás de todo hay mucho marketing y mucho interés económico, promoviéndose, a través de la televisión, los anuncios, los juguetes, etc, una socialización primaria a toda la infancia que está muy segregada en función del sexo, y muy sexualizada para las niñas.

 

CONSEJOS PARA COMPRAR TUS REGALOS:

El juego es libre y espontáneo. No hay juguetes de niñas o niños. Evitemos que se transmita esta idea.

No hay colores de niños o niñas. Intentemos elegir juguetes que reflejen la diversidad de cada persona.

– Escojamos los juguetes teniendo en cuenta que sean seguros, acordes con la edad y libre de prejuicios sexistas.

– Elijamos juguetes que reúnan a niños y niñas cooperando y compartiendo espacios tanto públicos como domésticos

Campaña Juguete No Sexista 2012

– Regalemos juguetes que promuevan todas las capacidades y habilidades de niñas y niños, tanto juegos tranquilos como los que requieran actividad física.

– Busquemos juegos y juguetes que potencien la igualdad en la participación y el desarrollo de sentimientos y afectos, sin diferenciación, en niños y niñas

– Evitemos juguetes, juegos y videojuegos violentos. Eduquemos para resolver problemas de forma positiva, constructiva y creativa.

Pavel-Davinson-Kiev-gabriele-juguetes
 
Fotografía perteneciente al proyecto “Galimberti ‘s Toy Stories
 
No es de extrañar que por mucho que algunos padres y algunas madres se esfuercen en coeducar al máximo a su hijo y a su hija, al final las criaturas tiendan a los estereotipos.
 
Una de las primeras actuaciones para proporcionar una educación lo más anti-sexista posible, es limitar las fuentes estereotipadas que ciertas entidades tratan de mandar a los niños y las niñas.
 
 
OTRAS FUENTES DE INFLUENCIA SEXISTA:

Encontrar juguetes educativos que no inciten a la violencia, promuevan el cuidado del medioambiente y sean igualitarios no es fácil si te dejas orientar por los catálogos de las grandes marcas. Pero merece la pena aplicar la máxima de “menos es más”, sobre todo cuando se trata de juegos, videojuegos, muñecos y demás aliados en la educación de tus hijos e hijas.

Si orientas bien sus gustos reforzarás su autoestima y les estarás educando en valores positivos de cooperación, igualdad y consumo responsable.

Pero es inevitable que reciban los impactos publicitarios típicos de la Navidad. Por tanto, una buena opción es revisar junto a ellos todas las influencias que previamente ya les han llegado y que con sus juguetes sólo intentan imitar.

Un ejemplo de ello es el tipo de series o películas infantiles que ven durante el año para fomentar, ya desde la infancia, su espíritu crítico. Un caso especialmente significativo es el de las “princesas Disney”.

 

princesas disney machismo disenosocial

Las princesas Disney historicamente han sido personajes que reproducían todo tipo de estereotipos sexistas. Parecía que en con Brave (Indomable), podía empezar a cambiar esta peligrosa línea. En varios sentidos, Mérida, la protagonista de Brave estaba pensada para romper moldes, al menos en el codificadísimo universo de la animación Disney. Lamentablemente, parece que tan sólo ha sido una falsa alarma.

Para empezar, se trataba de la primera película de Pixar con protagonista femenina que, además, negaba determinados estereotipos de género y los tradicionalmente asociados a su tipo de personaje; aunque es una princesa (por aquello de ser hija de una pareja de reyes), Mérida se rebela contra todo apunte de desvalimiento y, en vez de pasar el rato probándose vestidos y buscando marido, prefiere perseguir fuegos fatuos por el bosque y disparar flechas con su arco. Además de todo esto, por primera vez en su historia, Disney hace una película en la que se refleja la relación madre e hija, además de colocar a dos mujeres como protagonistas principales.

machismo disney disenosocial

Algo que no parece casar muy bien con la imagen de las Princesas Disney, línea en la que integra todo su merchandising dirigido a las niñas (muñecas, principalmente). Quienes han visto la película de Pixar podrán comprobar con estupefacción que la Mérida del filme ha recibido ciertas modificaciones antes de ser digna de compartir espacio con Cenicienta, Blancanieves, Ariel Yasmine. 

Como si hubiera pasado por el quirófano, de repente Mérida se ha homogeneizado físicamente con el estereotipo de chica Disney actual e incluso lleva uno de los vestidos ceñidos contra los que se rebela en la película porque no le permiten manejar bien el arco. A la mayor voluminosidad y brillo de su melena pelirroja se añade el trabajo de sexualización que se ha ejercido sobre su cuerpo, haciéndolo más adulto y estilizado.

Brenda Chapman, la creadora del personaje, afirma que “es atroz lo que le han hecho a Mérida”. Dirigiéndose a su periódico local, Martin Independent Journal, ha escrito:

“Mérida se creó para romper ese molde. Para dar a las niñas un modelo mejor, más fuerte y más realista, con sustancia y no sólo una cara bonita que se sienta a la espera de un romance”. 

No se trata del primer problema entre Chapman y Disney, pues la cineasta ya fue despedida durante la producción del filme y reemplazada por Mark Andrews, motivo por el que aparece acreditada como co-directora.

Los fans de Brave (Indomable) tampoco se han hecho esperar y han organizado una petición online que ya ha conseguido más de 136.000 firmas pidiéndole a Disney que dé marcha atrás. En respuesta al revuelo causado, la compañía ha declarado de manera oficial que 

“Mérida ejemplifica lo que significa ser una Princesa Disney a través de su valentía, pasión y seguridad en sí misma. Es la misma Mérida fuerte y determinada de la película, cuyas cualidades interiores han inspirado a madres e hijas de todo el mundo”. 

Lo cual se esfuerza por no tocar el tema del aspecto exterior (que es lo que ha cambiado y lo que se discute) en ningún momento. ¿Tendrán éxito las quejas de los fans y Mérida volverá a ser tal y como la conocimos y fue creada… o permanecerá indistinguible de cualquier otra muñeca pseudo-Barbie?

¿Tú cuál de las dos prefieres: la nueva (izquierda) o la original (derecha)?

brave dibujos sexista disenosocial

 

 

Comments (62)

  • xD . 24 octubre, 2016 . Responder

    aaaaaaarrrrrrbooooll

1 4 5 6

Deja un comentario

Kopy Theme . Proudly powered by WordPress . Created by IshYoBoy.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies