innovación, creatividad & pronoia

2.2 INNOVACIÓN SOCIAL APLICADA A LA COMUNICACIÓN

“Cambiar de respuesta es evolución. Cambiar de pregunta es revolución”, Jorge Wagensberg.

No existe una definición clara de innovación. Coexisten muchas definiciones que difieren en su alcance dependiendo de escuelas de investigación y autores, pero si en algo coinciden es en destacar la faceta práctica de la innovación, es decir, en que si no tiene aplicación, no es innovación.

Partiendo de las bases teóricas planteadas en el tema 2.1 “En búsqueda de la esencia” podemos definir la innovación es energía que mueve nuestro proyecto. Incluso a nivel más profundo y significativo, para aquellos que conocen un poco las filosofías orientales, como una kundalini que debemos despertar.

La evolución humana está marcada por la innovación. Es el oxígeno de nuestra sociedad. El control del fuego, la agricultura o la democracia son ejemplos de grandes innovaciones que han marcado nuestra historia. La inversión en innovación es necesaria, pero debe hacerse con paciencia. Aunque en ocasiones pueda dar resultados a corto plazo, se trata de una inversión a medio y largo plazo.

¿Preparados para la innovación constante?

Existen algunos errores a la hora de entender la innovación. La innovación no es sólo nuevas tecnologías.  Tampoco se trata de confinarla a conceptos disruptivos, puesto que se compone tanto de innovaciones rompedoras como de pequeños cambios en lo ya existente. Incluso cuando se trata de una innovación disruptiva, no cambia los hábitos de las personas de un día para otro, sino que requiere un período de adaptación.

Detrás del éxito no está la mera casualidad, sino que se esconden cuatro principios que deben configurar el ADN de toda innovación “rompedora”. El primero de ellos es el que trata de resolver una carencia o frustración de la comunidad, aportándole soluciones. A continuación, el producto o servicio debe adquirir relevancia, para lo que se deberá vestir con distinción e incluso superioridad. Tercero: llevar a cabo una estrategia de marketing creativa y que ponga en valor cómo surgió la innovación. Y, por último, el éxito también vendrá marcado por el respaldo de un equipo y una organización perfectamente sincronizados en todas la fases del proyecto.

La actual crisis económica, financiera y moral es una ocasión que se presenta llena de grandes dificultades y tenemos que estar a la altura. Debemos pensar y actuar como nunca antes lo hicimos.

Este vídeo es el resultado de varios estudios realizados por Box1824 y es un proyecto sin fines de ganancias o comerciales. Box1824 es una empresa de investigación especializada en tendencias de comportamiento y consumo.

Pero si bajamos estos conceptos a tierra firme, innovar consiste, simplemente, en hacer las cosas un poco mejor cada día para poder ser sostenible en el tiempo.

Una metodología bien usada es la que fomenta la innovación y la operación en desarrollo de los procesos creativos. Las metodologías de innovación y emprendimiento más empleadas en este momento son la Insight, que consiste en descubrir las necesidades y deseos de los consumidores para satisfacerlos y la design thinking, que aplica la forma de pensar de los diseñadores de producto a la resolución de problemas con soluciones atractivas y variables.

Un error similar se comete entre países y culturas. Pensar que sólo los países “desarrollados” innovan es un grave error. De igual modo, la innovación se puede dar en pequeñas empresas y sobre todo, en un sector en auge: el emprendimiento social.

Este tipo de emprendedores buscan soluciones a las necesidades reales de estas personas, innovando para ofrecer lo que ellas solicitan, no lo que otros consideran que necesitan. Los gobiernos, negocios, organizaciones sin ánimo de lucro y estos emprendedores sociales empiezan a configurar el llamado «cuarto sector». Se trata de organizaciones híbridas que combinan prácticas y estrategias de los sectores público, privado y social, y que utilizan prácticas propias de los negocios encaminadas a un propósito social.

Un enfoque global es necesario acelerar la innovación en el mercado de destino. Ahí radica la diferencia entre una invención guardado en un laboratorio y una innovación adoptada por los consumidores.

Dado que el proceso de aceptación y difusión es esencial para cualquier proyecto nuevo, aquí hay tres pasos fundamentales para apoyar la innovación:

  1. La comunicación como una forma de probar la coherencia entre la marca y la innovación.
  2. La comunicación como un activo esencial para el desarrollo de la innovación.
  3. La comunicación como herramienta para difundir la innovación

1) La comunicación es una forma de probar la coherencia entre la innovación y la marca

La misión principal de comunicación es la construcción de una identidad de marca, lo suficientemente fuerte como para establecer la legitimidad en un territorio determinado.

Esto significa que nuestro proyecto tiene que reconsiderar su misión fundamental y lo que sus clientes esperan. La innovación debe ser fundamentalmente relacionado con el propósito de la marca.

El libro de Simon SinekStart With Why (“Empieza por el porqué”), el autor explica que las personas y las organizaciones tenemos la costumbre de comunicarnos de afuera hacia adentro de este círculo: nos obsesionamos con los resultados (el qué) y no le prestamos la suficiente atención a los procesos (el cómo) y mucho menos a la motivación profunda (el porqué) detrás de lo que hacemos. Los grandes líderes, dice Sinek, operan al revés: de adentro hacia afuera. Primero resuelven el PORQUÉ y después se ocupan del CÓMO y el QUÉ.

Apple y Steve Jobs, por ejemplo. ¿Qué hacía a Jobs un líder tan especial y a Apple, una empresa tan distinta de las demás? La diferencia más importante es que Apple no se define por su qué (ya que es mucho más que un “fabricante informático”) ni solamente por su cómo (ya que es mucho más que una empresa con diseño bonito y buen software). Según Sinek, Jobs y Apple tienen un porqué profundo, relacionado con el desafío al status quo y la promesa de la liberación tecnológica, que les permiten diseñar los procesos y los productos que cumplen esta promesa. Así comenzó su andadura:

Nietzsche decía que “quien tiene un porqué para vivir siempre acaba encontrando el como”. Hay radica la clave: el sentido de la vida y el sentido del trabajo, en definitiva, el sentido de cualquier cosa. En el libro “La comunicación eficaz” (Urano, 1994), Lair Ribeiro apunta: “La palabra porque tiene un poder de influencia inconsciente, ya que llena un vacío en el cerebro del oyente, que suele tranquilizarse si la respuesta coincide con sus expectativas. Eso sucede a causa de un mecanismo de nuestro cerebro, según el cual toda tensión busca una solución. Cuando la tensión se disipa, el cerebro ya no necesita concentrarse en aquello”.

Con este enfoque especial en el qué, la comunicación aparece como una forma de cuestionar y validar la precisión de la nueva idea para la marca o asociación, y su mercado.

Por ejemplo, IKEA Singapur optó por revertir las expectativas para su futuro catálogo. Presentaron la versión en papel como una forma innovadora para desarrollar la experiencia del usuario, mejor que con una aplicación en línea. Aquí está este anuncio divertido e instructivo llamado “El poder del libro”.

IKEA detecta señales emergentes y juega con las reglas implícitas de la innovación para desarrollar nuevas oportunidades de negocio, en línea con sus valores fuertes.

 

Pero la innovación y la creatividad en comunicación las pueden hacer sólo grandes empresas como APPLE o IKEA, para nada. Mirar esta campaña de la librería online popularlibros.com y pensar ¿cuánto dinero cuesta hacer algo así?

2) La comunicación como un activo esencial para desarrollar la innovación

La coherencia es fundamental, porque en un principio, no es sólo una idea y el director del proyecto. El proceso de innovación todo dependerá del nivel de compromiso y aceptación del proyecto es capaz de llevar a cabo. La innovación no es la negación del pasado. Se desarrolla en sí, en coherencia con la marca y tiene como objetivo la creación de una propuesta pertinente en un territorio específico.

Cuando una nueva idea surge, el primer reto se relaciona con convicción. El director del proyecto tiene que encontrar socios para poner en práctica su idea. Para tener éxito rápidamente en este proceso, que necesita la comunicación fuerte y clara.

Es lo mismo dentro de una empresa. Cada nueva idea a la espera de la aplicación revela cuestiones de organización, tiempo y frecuencia de dinero. Por lo tanto, todo el asunto se trata de convencer a la gente, con lo que los nuevos talentos, la búsqueda de socios y recaudar fondos para el proyecto. La comunicación ayuda a llevar el proyecto a la realidad, gracias a una gran unión en torno al problema aprobado.

Fomentar el nuevo proyecto, buscar rápidamente una metáfora para ayudar a la comprensión inmediata del proyecto innovador. El más perjudicial el proyecto, más difícil es para exponer el concepto. La metáfora facilita directamente una comprensión común.

Por último, la comunicación constituye una poderosa manera de diseñar la idea innovadora, y federar los actores necesarios para su implementación.

3) La comunicación como herramienta para difundir la innovación

En realidad, la innovación es acerca de la consolidación. Ejecución Idea se produce cuando la nueva propuesta de valor cumple sus primeros clientes y encuentra su mercado.

El camino de la innovación se lleva a cabo por la comunicación y el marketing que fomentar la adopción del nuevo producto. Si en un principio, nuestro proyecto quiere interesar e involucrar a agentes, el gran reto es encontrar “early adopters” o personas que están dispuestas a experimentar con el nuevo producto o servicio… o nuestro mensaje:

Pussy Riot es un colectivo de arte y protesta feminista que ha sido uno de los grupos activistas más prominentes del mundo en los últimos años y estuvieron presentes en La Ciudad de Las Ideas Puebla 2015

Hay una verdadera brecha entre el interés y la adopción. Así que es bueno comenzar con comentarios en el blog, pero el éxito radica en el uso del producto. Aunque el nuevo producto podría provocar inicialmente interés de los medios, la realización de innovación depende de un uso independiente, y las cualidades de los productos, todos los cuales se han desarrollado de forma coherente con la marca.

La creatividad y la inspiración tienen que estar presentes en el proceso de innovación, pero éstas son capacidades innatas del ser humano. Por este motivo, la innovación empresarial consiste en hacer aflorar y recoger las ideas que surgen en la organización, profundizar en ellas y poner en práctica aquellas que sean viables. Pero no sólo la creatividad y la inspiración, a veces, la mayoría de ellas, también valor.

Sin embargo, diversas barreras pueden frenar la implantación de este proceso de innovación, como la mentalidad inherente en la mayoría de las grandes organizaciones, el proceso de asignación de recursos o la falta de atención a las ideas que se generan en la compañía. Las ideas no deben limitarse a la propia organización.

El sistema educativo y la formación posterior es donde se fijan las bases de la innovación. Pero las personas son el centro de la innovación. De ellas surgen las ideas, las motivaciones y las ambiciones que dan lugar a la innovación. Los círculos sociales son los vínculos que unen la diversidad de perspectivas de las personas y que potencian la innovación.

La responsabilidad social, mientras tanto, posibilita una tipología de innovación que el mercado olvida: la innovación social. Las empresas son el escenario de la innovación, sin embargo, puedes innovar también en tu estilo de vida, tu comunidad, tu ocio o tu familia.

Kopy Theme . Proudly powered by WordPress . Created by IshYoBoy.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies